La fiscal Patricia Fernández requirió el análisis de los teléfonos para determinar el móvil del sangriento doble crimen de Agustín Plencovich (25) y Luis Ferrari (45) en el interior de un campo de la zona rural de El Socorro el lunes pasado. Gabriel «El Sátiro» Sánchez es el principal imputado.

La instrucción judicial tiene amplias expectativas en esclarecer el móvil del doble homicidio de la zona rural de El Socorro a partir del contenido de los mensajes de Whatsapp entre el detenido y las dos víctimas; previos al sangriento desenlace.

Alrededor de las tres y media de la tarde se produjo la balacera que terminó con las vidas del joven Agustín Plencovich (25) y Luis Ferrari (45).

Pero la fiscal Patricia Fernández necesita constatar los mensajes previos de la presunta negociación de la deuda que las víctimas le reclamaban al acusado del doble homicidio: Gabriel Sánchez (50).

En el día de hoy, comenzó la apertura de los tres teléfonos celulares de las víctimas y victimarios.

La hipótesis inicial de la Fiscalía n° 6 es que a Sánchez le reclamaban la firma de un pagaré por una deuda generada por la adquisición de un camión Volvo.

Sánchez tendría ese vehículo y le faltaría la documentación por una deuda que tendría con Ferrari y Plencovich.

La discusión estaría dada por el monto de la transacción y las discusiones, previas al doble crimen, serían cuantitativas.

La instrucción judicial apela a encontrar en el contenido de los mensajes las explicaciones al conflicto previo entre las víctimas y el victimario y si venía de hace mucho tiempo atrás.

Las sospechas están centradas en un conflicto de larga data sin resolver y presumen que no sería la primera vez que Plencovich y Ferrari habrían visitado a Sánchez por el mismo motivo.

En el expediente están incorporadas las documentaciones secuestradas en el interior del habitáculo que servirían como elementos de prueba para sostener la imputación contra el detenido.

Habría documentos, tipo “pagarés”, y en uno de esos estaría involucrado el imputado; de acuerdo a trascendidos.

Esa documentación se está escaneando y analizando como pruebas que podrían llegar a reforzar la hipótesis inicial de la deuda económica entre el principal punto de conflicto que provocó el fatal desenlace.


Los investigadores especulan con la hipótesis que habría intentado trasladar el vehículo con las dos personas fallecidas a un lugar alejado del campo con intenciones de dejar impune el doble crimen. No pudo hacer esa maniobra y llamó a la Policía para someterse al accionar de la Justicia por los asesinatos cometidos.

El expediente ya se encuentra bastante voluminoso con las incorporaciones de declaraciones de testigos, informes preliminares de los elementos secuestrados, croquis del lugar del doble crimen, resultados iniciales de la operación de autopsia y otras pruebas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.