Un efectivo de la policía denunció el robo de su vehículo marca Ford, el cual estaba aparcado fuera de su vivienda, ubicada en el barrio 12 de Octubre.

Tras llegar de cumplir con sus labores, se recostó a descansar por la tarde y horas más tardes, al asomarse por la ventana, su automóvil ya no estaba donde lo había dejado.

Se están realizando las investigaciones correspondientes para dar con el paradero del automotor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *