En el día de ayer, un medio local publicaba una nota, relacionada al asesinato de LUCIO DUPUY, un niño de tan solo 5 años de edad, que falleció en la ciudad de Gral. Pico, Provincia de la Pampa, a raíz de serios maltratos físicos, psíquicos e incluso victima de violencia sexual, así es ….como leyó, con tan solo 5 añitos de edad.- Por ello esta detenida su mama biológica, Magdalena Esposito Valenti, de 24 años de edad y su novia Abigail Páez, de 27, quienes actualmente se encuentra alojadas en una penitenciaria de la Provincia de San Luis, a disposición de la Justicia.-

En dicha nota, que el autor la titula LA DOBLE VARA DEL FEMINISMO DE HOY, caben varias reflexiones, en primer lugar, deberíamos, saber a ciencia cierta el significado de ello, y lo podríamos traducir como: una forma de autoindulgencia o sesgo discriminatorio. Los anglosajones hablan de “double standard” o “doble vara de medir”, en una disputa para hacer referencia al tratamiento dispar, oneroso para una de las partes, que sufre un juicio o una evaluación mucho más severa que la otra.» y le da a la nota un sesgo ideológico, teñido de argumentos xenofóbicos, al adjetivar afirmaciones tales como «Buenas para nada» que solo les interesa la supremacía sobre el hombre y el aborto.. y confunde el accionar criminal de dos personas, que nada tiene que ver lo que son y muchos menos englobar a todo un colectivo , que alguien puede o no estar de acuerdo en su ideologías, pues con ese criterio, entonces deberíamos subir al colectivo religioso, a todos aquellos que han hecho de sus vidas un sacerdocio, pues cuantos casos de pedofilia, en la iglesia católica han salido a la luz, o cuantas personas técnicamente heteros , que los domingos llenan los bancos de las iglesias, y luego cometen actos criminales, recordemos que en la dictadura, los generales integrantes de la junta de gobierno, asistían a misa, todos los domingos… Recordemos al clan Puccio, una familia acomodada, de la zona norte del conurbano, de buen concepto social. incluso en el ámbito religioso, y secuestraban, extorsionaban y mataban, a descaro, y por eso adjudicaremos que todas las familias que cuadran en ese target, son lo mismo. no no.-

En segundo lugar, sale un comunicado de APU, en defensa del supuesto agravio, por parte de ese medio, al colectivo feminista de los pañuelos verdes, adjudicando » LOS MEDIOS SON DUEÑOS DE LA DOBLE VARA«, y nuevamente engloban a todo el periodismo local , en una supuesta operación mediática y religiosa, a partir del asesinato de este niño, y nada mas alejado de la realidad, porque he de dejar asentado, que desde la redacción de este medio, se ha comunicado la noticia periodística, con total objetividad, sin rasgos ideológicos, ni sexuales, ni racistas, ni nada por el estilo, teniendo en claro, que la única forma de ejercer el periodismo, es con objetividad, y así lo hemos hecho, siempre respetando todas las líneas de pensamiento, siempre atentos a la libre expresión en el buen sentido, sin agresiones de ninguna índole, y la única verdad, es la realidad a LUCIO DUPUY, lo mataron dos personas, que ahora deberán responder por sus actos, ante la justicia. mas allá de lo que hayan decidido ser en sus vidas.-

Nadie puede juzgar con la doble vara, tan solo basta con recordar lo que dice en mateo 7, versículo 2: » Porque con el juicio con que juzgáis, seréis juzgados, y con la medida con medís, os volverán a medir«.-

Por Marcelo Moga

Periodista, asociado a Apdra Asociacion de Prensa Digital de la Republica Argentina matricula 631

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *